APRENDE A DECIR QUE NO A TUS HIJOS, CON RESPETO

APRENDE A DECIR QUE NO A TUS HIJOS, CON RESPETO

¿Como decir que no a tus hijos, cuando te están pidiendo algo?

De pronto puede ser muy difícil decir que no por lo que te están pidiendo, por que te agarran en algún momento vulnerable o difícil o porque tiendes compensar y entonces la respuesta te queda un poco “grande” y es un poco difícil decir NO.

Piensa esos momentos cuando estás con ellos y dices NO, es posible que al recibir esa respuesta ellos llegan a pensar que eres mala o malo por que no lo estas dejando hacer aquello que ellos quieren, no se si has notado que muchas veces ese NO va acompañado del  “No puedes hacerlo” o “No te voy a dejar hacerlo” sin darte cuenta que cuando utilizas esas frases estas llevando al niño a que te demuestre que SI lo puede hacer y normalmente lo crea a través de un sentimiento de venganza de demostrarte que si lo puede hacer, su pensamiento interno es “vas a ver que si” entonces se ponen en esta rebeldía y no colaboran. 

Ahora cómo poder acompañar el NO de una forma que pueda ser útil o que pueda ser adecuada o más efectiva para poder expresar lo que quieres, 

  1. Utilizar esta frase: TE QUIERO Y LA RESPUESTA ES NO,

En esta frase acompañas el NO para que sea productivo con una respuesta que no lo es para el niño y dejas claro el mensaje de amor para tus hijos. 

  1. Parafrasear la frase. Ejemplo:

NIÑO: Puedo jugar con la pelota en la sala

MAMÁ: Jugar con la pelota en la sala, no es una opción en este momento.

No utilizas la palabra de que el niño “no lo puede hacer” porque la realidad de las cosas es que si lo pueden hacer y te lo van a querer demostrar.

Por eso es importante encontrar una forma en la que puedas decir que NO de una manera más productiva y que realmente no dejes la posibilidad de que el niño empiece a negociar insistir insistir insistir hasta que terminas cediendo.


2. Enfócate en lo que SÍ puede hacer. Ejemplo:

NIÑO: Puedo jugar con la pelota en la sala

MAMÁ: Jugar con la pelota en la sala, no es una opción en este momento, pero si puedes jugar con ella en el jardín. 

ó

MAMÁ: Jugar con la pelota en la sala, no es una opción en este momento, pero pensemos juntos en algo que si pudieras hacer.

Otro ejemplo:

NIÑO: Puedo ver videojuegos todo el día

MAMÁ: Ver videojuegos todo el día no es una opción, pero si podemos jugar a ____ hacer ____  o decide en qué horario quieres ver tu videojuego tomando en cuenta que el acuerdo es que lo puedes usar 1 hora durante el día, ¿que prefieres hacer? ocupar tu hora ahora o más adelante.

Estos 3 puntos te llevarán a que puedas mantenerte firme y que puedas llevar al niño a encontrar otra solución sin entrar en un proceso de rebeldía, existen ocasiones en que no hay opción y no es negociable lo que están pidiendo y lo que es negociable para mi familia a veces no es negociable para la tuya o a veces si es negociable en la tuya y tus hijos llegan con estos cuestionamientos que tienen que ver con otras familias, con la escuela, con el amiguito, entonces el poder decir que no de una forma en que el mensaje de amor no se vea en peligro te puede ayudar mucho a mantenerte firme y que siga el niño sabiendo que lo que estás decidiendo en ese momento tiene una base sólida y es pensado para su bienestar y que su amor no corre en riesgo para nada en estos momentos 

Por último quiero invitarte a que recuerdes cuáles han sido esas situaciones en donde te has visto presionada y que él NO ha sido nada productivo ya que no ha quedado claro cual es el mensaje de amor hacia el niño y que empiezas a escribir o a ensayar cómo podrías reemplazar esas respuestas por alguno de los 3 puntos mencionados anteriormente. 

Share post

Start typing and press Enter to search

Shopping Cart

No hay productos en el carrito.